Home | Capacitaciones

Diversidad Sexual – Un ejemplo de sociedad respetuosa – Dra. Olga Marega

Cuando nace un nuevo ser, después de escuchar el primer llanto de vida que indica que esta vivo, lo primero que quiere saber la madre: es el sexo de su hijo.
Es la misma situación que se observa, cuando es una pareja la que espera el nacimiento. Incluso es también lo primero que quieren saber en sus controles de embarazo, lo mas precozmente posible mediante la ecografía prenatal. El profesional que asiste el parto, mira los genitales del nuevo ser y dice si es un nene o una nena, o un ser intersexual. Esta última posibilidad, solo cuando es muy evidente que sus genitales son ambiguos.
Y de esa manera, desde el primer minuto de vida, las personas son etiquetadas sexualmente para toda la vida, solo por la visualización de sus genitales. Y de acuerdo a ese “sexo asignado al nacer”, se le asigna al nuevo ser un nombre, un sexo en su documento (varón o mujer), una vestimenta correspondiente a su condición asignada, así como también juegos, roles, conductas sociales y sexuales apropiadas al mismo, para que pueda ser debidamente aceptado en su entorno familiar o social. Solo un componente de la sexualidad: el biológico, es el utilizado para etiquetar a una persona como varón o mujer, sin tener en cuenta su propia forma de sentirse (identidad de genero), ni la atracción erótica-afectiva-sexual que tendrá hacia las demás personas durante su vida (orientación sexual). Estos otros componentes de la sexualidad de una persona se manifestarán durante los primeros años de la vida, no al momento de nacer, porque necesitan un proceso de desarrollo psicosexual durante el transcurso del crecimiento y la expresión del lenguaje, entre otras cosas. Y si esa expresión no se corresponde con la esperada al sexo asignado al nacer, será fuente de sufrimiento y frustración.

Hemos sido educados (en las familias, en las escuelas, en las universidades, etc.) en base al binarismo sexo genérico sexual: varón – mujer, sin tener en cuenta que en el medio de los extremos existe una amplia variedad de condiciones que merecen ser aceptadas y respetadas.
El sexo expresado a través de los genitales no siempre esta de acuerdo con la forma de sentirse que tiene una persona en relación a su asignación. La mayoría de las personas se sienten de igual manera al sexo asignado al nacer. Es decir, si son genitalmente varones, se sienten como varones, y si son genitalmente mujeres, se sienten como mujeres. También ocurre lo mismo con la orientación sexual. Muchas personas se muestran atraídas hacia personas de su sexo opuesto, y otras hacia su mismo sexo. Y esto es la DIVERSIDAD que se expresa en todos los ordenes de la vida: colores de piel, formas de cuerpos, etnias, religiones, etc. Me pregunto. Porqué cuesta tanto aceptarla en la sexualidad? Cuando una persona es asignada al nacer con un sexo que no se corresponde con su género, tiene que soportar desde los primeros años de su vida, un largo camino de sufrimiento que en algunos casos extremos, los lleva a querer suicidarse. También es lo que pasa cuando una persona se siente atraída por una persona de su mismo sexo y tiene que ocultar su condición para evitar la homofobia y discriminación. Es muy importante que las personas adultas responsables del cuidado de la infancia (familia, médicos/as, docentes, etc.), tengan herramientas para poder abordar con idoneidad este tema. Especialmente para que niños y niñas de cualquier sexo, género, y orientación, sean aceptados, respetados y amados por lo que son, PERSONAS, sin importar su condición sexual, corporal, religiosa, familiar, etc. Creemos que es un gran desafío sobre el que todavía como humanos debemos trabajar, el reconocimiento y respeto de la diversidad sexual.

La imagen que ilustra esta nota, muestra un ejemplo de sociedad evolucionada y respetuosa. En Viena, capital de Austria, todos los Trans de la ciudad lucen la bandera de la diversidad, junto a la bandera del país durante todo mes de Junio, porque es el mes donde se expresa el día del reconocimiento de la Diversidad.

Dra. Olga Marega
olgamarega@gmail.com
www.sexualidadyeducacion.com
Médica especialista consultora en Obstetricia-Ginecología.
Especialista en Sexología Clínica. Máster en Sexualidad Humana.
Co-coordinadora Filial La Costa de ASSES (Asociación Argentina de Sexología y Educación Sexual)
FAN PAGE. FACE BOOK
Tel cel y Whats app: 5492494.465068
Tandil. Argentina

2017-11-30T15:57:42+00:00